La homeopatía en EE UU tendrá que advertir de que no funciona

Tres sociedades farmacéuticas españolas también se posicionan en contra de esta pseudomedicina

Origen: La homeopatía en EE UU tendrá que advertir de que no funciona | Ciencia | EL PAÍS

La homeopatía, una pseudomedicina sin base científica, ha recibido en los últimos días varapalos en España y en EE UU. La Comisión Federal de Comercio estadounidense ha denunciado que “la inmensa mayoría” de las indicaciones que venden los productos homeopáticos “no están basadas en métodos científicos modernos y no son aceptadas por expertos médicos actuales”.

A partir de ahora, estos preparados homeopáticos sin pruebas de su eficacia tendrán que informar a los consumidores de que “no hay evidencias científicas de que el producto funcione y que las indicaciones alegadas se basan únicamente en teorías de la homeopatía del siglo XVIII que no son aceptadas por la mayoría de los expertos médicos actuales”.

La Comisión Federal de Comercio es la agencia nacional de protección del consumidor en EE UU. Su función es “prevenir las prácticas comerciales fraudulentas, engañosas y desleales en el mercado”. Alrededor de la homeopatía, inventada por el médico alemán Samuel Hahnemann en 1796, se ha generado una industria que en EE UU alcanza unas ventas de 1.200 millones de dólares, según la revista especializada Nutrition Business Journal.

La industria homeopática alcanza en EE UU unas ventas de 1.200 millones de dólares sin haber probado su eficacia

La agencia gubernamental estadounidense recuerda que la homeopatía se basa en dosis ínfimas, a veces indetectables en el agua diluyente, de sustancias que generan síntomas similares a los de la enfermedad que se pretende curar. En más de dos siglos, este método no ha demostrado ser más eficaz que tomarse un chupito de agua con azúcar. La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE UU (FDA, por sus siglas en inglés) también está revisando su política sobre los productos homeopáticos, según confirma su portavoz Theresa Eisenman. Desde 1988, estos preparados se fabrican y distribuyen sin el examen previo de la FDA, que sí se requiere para los medicamentos de verdad.

En España, pese a todo, la multinacional homeopática francesa Boiron facturó 60 millones de euros en 2011. Tres de las principales sociedades farmacéuticas españolas han respondido ahora a un llamamiento del grupo FarmaCiencia, compuesto por farmacéuticos a favor de la evidencia científica, para que se posicionasen en contra de la homeopatía. La Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (SEFAC), compuesta por 3.700 asociados según sus cifras, ha subrayado que “a día de hoy no existen evidencias científicas suficientes para demostrar la supuesta eficacia de la medicina homeopática”.

“La SEFAC no está de acuerdo en que se autorice como medicamento ningún producto sin indicaciones terapéuticas aprobadas, tal y como permite la legislación vigente

La organización recuerda que en España, desde 1995, una disposición transitoria permite comercializar miles de productos homeopáticos “sin un análisis previo de su calidad, seguridad y eficacia por parte de la Administración”. LA SEFAC, según critica en un comunicado publicado el 22 de noviembre, “no está de acuerdo en que se autorice como medicamento ningún producto sin indicaciones terapéuticas aprobadas, tal y como permite la legislación vigente”.

Un mes antes, la Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria recordó que “los principios que sustentan la homeopatía no son científicos”. Además, en un comunicado, la organización, con 3.500 socios según sus cifras, destacó que esta pseudomedicina “puede poner en riesgo la salud de los pacientes si rechazan o retrasan tratamientos sobre cuya seguridad y eficacia hay evidencias sólidas”. En la misma línea, la Sociedad Española de Farmacéuticos de Atención Primaria, que representa a 700 profesionales, considera que “debería retirarse la denominación medicamento de estos productos”

2 opiniones en “La homeopatía en EE UU tendrá que advertir de que no funciona”

  1. Habría que saber hasta qué punto dispensar ciertos productos – homeopáticos en este caso – es más o menos rentable para los propios farmacéuticos. En muchas ocasiones nos dirigimos a nuestr@ “boticari@” de confianza y el pedimos algo para ese catarro o esa molestia y es el profesional quien de alguna manera elige por nosotros. Yo soy anti-homeopatía por convencimiento y me he encontrado productos homeopáticos en casa porque a alguno de mis familiares le han asegurado “que va muy bien para eso…” Creo que la implicación de los profesionales de la salud es un factor determinante. Además y también, los propios usuarios deberíamos hacer las preguntas correspondientes delante del mostrador.

    1. Qué bueno Zarbo! es así de grave e incluso más hay médicos que están hartos de que no les llega para más mercedes y más casas en la costa que se pasan a la homeopatía. Y hazte la siguiente pregunta ¿que margen deja una caja de aspirinas y que margen deja un botecito de agua con un precio similar al de la sangre de unicornio o al puré de incunable? Cherchez l’argent! ;-D

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.